La frontera que separa al anunciante inmaduro del maduro

Los anunciantes son muchos y muy diferentes. Sin embargo, pueden ser agrupados en dos categorías básicas: los anunciantes maduros y los anunciantes inmaduros.

Los anunciantes maduros son aquellos que tienen un plan. Antes de iniciar una campaña, se sientan y diseñan que una estrategia que utilizan como filtro o como guía en los meses subsiguientes. Este tipo de anunciantes crean una cultura de marketing basada en la eficiencia, la efectividad y la calma.

Por el contrario, los anunciantes inmaduros son incapaces de priorizar los diferentes proyectos que aterrizan sobre su mesa. Este tipo de anunciantes actúan a menudo de manera frenética y ansiosa, sacrificando la efectividad a largo plazo de una estrategia por los beneficios a corto plazo de lo que ellos consideran la mejor táctica.

Para cruzar la frontera que separa al anunciante inmaduro del anunciante maduro, Corin Treffiletti propone en Media Post seguir los siguientes consejos:

– Diseñar un plan
Antes de lanzar una campaña o incluso de comenzar un nuevo año, el anunciante maduro se siente y determina cuáles serán sus objetivos de cara a los próximos 12 meses. Hay que escribir una lista de objetivos de marketing, diseñar una estrategia de marketing y desarrollar un plan para lograr las metas inicialmente fijadas.

– Establecer un filtro
El plan de ataque establecido previamente por el anunciante debe servir a éste para repasar y redefinir las nuevas oportunidades que se crucen en su camino. Ante un nuevo proyecto, hay que pasar éste por el filtro para determinar si está en consonancia o no con el plan de marketing del anunciante.

– Priorizar
Un anunciante no puede estar en todas partes para todo el mundo. Por eso, es tan importante que éste priorice sus tareas a lo largo del día. Sin prioridades, el anunciante no podrá cumplir los objetivos inicialmente previstos.

– Compartir el plan
El equipo de un anunciante es como una extensión de él mismo. Por este motivo, el equipo está también obligado a conocer todos los recovecos del plan de marketing del anunciante.

– Dedicar tiempo al equipo
Un buen anunciante dedica tiempo a su equipo para educarlo adecuadamente y es capaz de delegar tareas para asegurarse de que se cumplen los principales objetivos del plan de marketing.

Fuente: marketingdirecto.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s