Twitter: un universo de diferentes especies en constante comunicación

Estamos acostumbrados a escuchar y leer todo tipo de recomendaciones sobre la aplicación y uso de Twitter, y su potencial como una poderosa herramienta de comunicación. Sin embargo, existen matices, excepciones y casos en los que la utilización de este popular sistema de microblogging puede ser empleado de diferentes maneras, y no todas los consejos y recomendaciones son óptimos según cual nuestro proposito.

Durante el tiempo en el que Twitter aumentaba su número de usuarios, alcanzando así una gran masa crítica, su utilidad más allá del uso básico y personal dado por los usuarios normales, comenzaba a extenderse y provechado tanto a nivel profesional por todo tipo de profesionales, negocios, marcas y empresas como de altavoz para los medios de comunicación con presencia en internet.

Esto por supuesto en ocasiones ha generado controversia y confusión a la hora de concretar el modo más correcto y adecuado de hacer uso de esta herramienta.  Aunque de forma general existen aspectos comunes, en casos concretos la forma de actuar a través de Twitter puede variar en función de nuestro estatus personal o profesional, o incluso la propia popularidad.

Por ejemplo, hay quienes hacen un uso personal de Twitter para compartir contenidos con sus contactos o amigos más cercanos. Estos usuarios no se sienten cohibidos por su ética o forma de expresarse, ni tan siquiera por la repercusión de sus mensajes. Sin embargo, la popularidad puede ser el condicionante para que el uso de Twitter sea más medido y cauteloso a la hora de meditar seriamente el impacto de lo que se pretende comunicar.

Muchos famosos han sufrido en sus carnes las reacciones y la repercusión generada tras la publicación de alguno de sus tweets personales convertidos en polémica. Con o sin intención, las celebridades ahora son conscientes del poder del microblogging y no pueden hacer uso de una comunicación vulgar como la que pudieran emplear el resto usuarios.

A nivel profesional podríamos destacar tres figuras definidas pero claramente diferenciadas como son las del empleado, el empresario, el experto y el gurú. Su partipación en Twitter puede deberse a meros objetivos profesionales, pero evidentemente el alcance y repercusión de su comunicación genera un impacto completamente diferente.

Existen profesionales que hacen un uso exclusivo y completamente personal de Twitter. Otros sin embargo, lo utilizan para aprovechar su potencial en los negocios. Para la gran mayoría de ellos, no es tan importante la necesidad de mostrar una postura rigurosa a favor de una comunicación más informal. Sin embargo, es más importante aquello que se puede llegar a comunicar. Un mensaje, una crítica o un comentario desafortunado pueden generar reacciones inesperadas e incluso ser razón suficiente para provocar su propio despido.

Los empresarios, poseen una mayor responsabilidad. Su participación en Twitter suele ser más medida y menos activa que la de otros profesionales, aunque no necesariamente en todos los casos tiene por que ser así.  Sin embargo, como usuarios, adquieren una postura más cautelosa y pasiva. Usuarios en ‘modo escucha’, pendientes de la información del sector y otros temas de interés.

Las figuras del experto y del gurú, son especialmente llamativas y diferenciadas dado su número de contactos y seguidores. Usuarios de masas que saben perfectamente que todo el mundo está pendiente de sus palabras y conocedores de su impacto y repercusión.

Su actividad a través de twitter no suele ser demasiado desenfrenada.  Más bien a modo de cuenta gotas a sabiendas de que cualquier afirmación, información o sugerencia dada tendrá un impacto inmediato con una repercusión casi viral.

En el ámbito profesional, las marcas, y sobre todo aquellas de gran populares, también mantienen un rol especial dentro de las redes sociales como Twitter, donde son seguidas por millones de seguidores y fans. Su principal finalidad es la generar nuevas experiencias con sus seguidores y establecer nuevas vías de comunicación y relaciones mucho más cercanas y directas.

Su actividad puede estar determinada por la estrategia utilizada, aunque muchas de ellas mantienen una intensa actividad, donde ‘la marca habla’, y participa activamente generando información o siendo parte de las conversaciones, así como dando réplica y respuesta a las consultas y mensajes de sus propios seguidores o compartiendo contenidos directamente relacionados con la propia empresa o marca.

Con ello está en juego su reputación, por lo que ya no sólo importa lo que puedan comunicar a través de las redes sociales, sino que es aquello que el resto de usuarios dice y/u opina de ellas.

Los medios de comunicación son sin duda los que desempeñan su labor con verdadero frenesí y una frenética actividad. Generadores de información y contenidos que han encontrado en herramientas como twitter un poderoso recurso para que su información adquiere una nueva dimensión y una mayor repercusión.

Al igual que las marcas, los medios de comunicación son poseedores de una personalidad propia, y su voz es la propia información difundida donde quedan reflejados cada uno de sus valores.

Fuente: puromarketing.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s